3 Razones Por Las Que Caes En Zona De Amigos Y ¡Cómo Evitarlo Para Siempre!

1198

Entrar en la zona de sólo amigos es sin duda de los peores sentimientos que uno como hombre puede experimentar.

Algunos lo llegamos a vivir una pequeña etapa de nuestras vidas, otros varios años, y habrá algunos que lo llegan a vivir toda una vida. Es triste saberlo, porque con estos 3 tips que te pienso compartir en este artículo seguro eso se pudo haber evitado.

En serio, con este artículo espero reducir ese numero de manera exponencial. Así que compártelo si crees que alguien de verdad lo necesita.

Todos hemos vivido alguna vez lo siguiente:

Estas con la chica que te fascina, que te da a entender que le gustas, que te sonríe, te abraza y hasta parece que te coquetea. Sin embargo, tras tantas salidas y momentos juntos, ¡no sucede nada!

– ¿Qué es lo que pasa? ¿qué estás haciendo mal? – Te preguntas.

Incluso habrá algunas chicas que dirán comentarios descarados como si tan sólo todos fueran como tú, y sin embargo, ese alguien con quien salen no eres tú.

Bien, si alguna vez te paso esto es casi 100% seguro que fallaste en algunas de las siguientes 3 cuestiones.

1: NO LE HICISTE SABER QUE TE GUSTA

Pregúntate esto por un momento: Si no le dices que te gusta, ¿cómo piensas que lo va a saber?

Ellas no son magas y por si fuera poco son terribles suponiendo.

Por ejemplo, habrá algunas chicas que creerán que no quieres nada con ellas y que sólo les hablas porque te agradan como una buena amiga. Difícil de creer, pero de verdad pasa.

Otras sí lo sabrán por tu comportamiento, pero creerán que eres un miedoso porque nunca se los hiciste saber directamente. Y quiero comentar algo al respecto: ¡Nadie respeta o le atraen los miedosos! ¡menos a las mujeres!

Prefiero mil veces que me rechacen de manera brutal sabiendo desde el inicio que me gustaron, a quedarme sin ser rechazado y en la aburrida zona de amigos.

Dicho esto, no importa cuál sea tu estilo o qué libro te guste leer de seducción, si no le haces saber que te gusta nunca llegarás a algo. O bueno, quizás sí, a ser un muy buen amigo.

¿Y cómo hacerle saber que te gusta?

La mejor forma de hacerlo es de una manera original, única y real.

Cada mujer tiene una cualidad que de verdad la hace única a diferencia de las demás: Puede ser una mirada, un color de ojos, un estilo particular de vestir, un acento, un tipo de cabello, alguna manera de caminar, una personalidad, pecas, bla, bla, bla.

Hazle saber un comentario honesto al respecto que te gustó de ella, y por ahí inicia el coqueteo. Este es el primer paso para olvidarte de la zona de amigos.

2: DEJASTE QUE LA CONVERSACIÓN SE CENTRARA EN OTROS HOMBRES

Recuerdo una vez que me encontraba durante una cita, y en plena conversación la chica empezó a hablar sobre su tal ex-novio Pablo. Pablo hace esto, Pablo hace lo otro, etc.

Yo no sabía cómo fue que llegamos a tocar ese tema, pero ella no dejaba de hablar de ello y yo sabía que tenía que hacer que se detuviera si quería llegar a tan siquiera algo.

Y aquí es donde muchos hombres fallan. Con tal de no generar ningún tipo de tensión o emoción negativa, algunos permiten que la chica siga hablando y hablando sin saber que están sentenciando sus posibilidades con ella.

Si bien la seducción es el arte de generar emociones, en algunas ocasiones querremos generar emociones positivas (cuando ella hace algo que nos gusta) y en otras emociones negativas (para que deje de hacer lo que no nos conviene). Es una forma muy sutil de condicionarla y que haga que la relación funcione bastante bien para ambos.

Yo en este caso, primero use mi lenguaje corporal para comunicarle a través de mis gestos de la cara que ya no quería que continuara hablando de su ex. Sin embargo, esta chica me llevó al límite, ya que si no decía o hacía algo al respecto ella seguiría hablando y hablando sobre él.

Ahí fue cuando le dije de manera directa y amable, de verdad relajado y tranquilo, algo como: Oye perdona que te interrumpa, pero es que ¿te soy sincero? la verdad es que no me interesa saber más de tu ex.

La chica le sorprendió mi comentario, ya que lo más seguro es que nadie le había dicho algo así. En pocas palabras, ya había pasado la prueba que me había puesto.

Después continue con: Es que imagínate, si yo te gustara mucho y yo empezara a hablar de mi ex novia… ¿te gustaría que hablara todo el tiempo de ella? ¿verdad que no? pues lo mismo sucede conmigo.

Recuerda, todo lo hice con un tono bastante relajado y tranquilo. Casi como si le estuviera diciendo un cumplido, aunque en realidad le estaba aclarando algo.

Para cualquier tipo de relación, siempre recuerda esto:

Cuentas claras, amistades largas.

3: NO LA TOCASTE

Este es quizá la principal y más común razón por la cual un hombre cae en la zona de amigos.

El contacto físico cuando se lleva a cabo de la manera correcta, además de que se siente riquísimo, te permite generar tensión sexual. Y la tensión sexual es clave para generar atracción en ella.

Sólo imagínate si la tocas en la espalda baja, si le agarras suavemente la mano, o si la besas… después de eso ¿crees que te considerará como sólo un amigo?

Entonces ya sabes. Inicia escalando desde las partes del cuerpo que son menos invasivas como la espalda alta, el hombro, el codo, hasta que te pasas a partes más sensuales como la espalda baja, la mano, un beso en el cachete, en la boca, tocar dulcemente sus pompis mientras las besas y así sucesivamente.

Todo esto lo explico más a fondo en los eventos presenciales, pero si hubiera 3 tips rápidos que les podría dar en su escalada física serían estos:

1) Toca con las llemas de los dedos

Tocar con la palma de mano completa es muy invasivo y no dejas el suficiente espacio para que ella pueda moverse si lo desea.

Y esto aplica para todo, siempre debes permitirle a ella la posibilidad de que si desea irse o moverse pueda hacerlo a la hora que quiera y cuando ella quiera. El detalle aquí es que cuando ella lo está disfrutando y le dejas esa total libertad de moverse o irse, muy rara vez lo hará.

2) Encuentra excusas para tocarla

Señalarle un lugar mientras la agarras de la espalda, bailar, ver algo en particular de su mano, ver cómo huele su perfume (para darle un beso en el cuello) y miles de excusas más.

El punto es que ella tenga la oportunidad de tener una razón para que la toques y no sólo porque sí.

3) Tócala con seguridad

Hagas lo que hagas, hazlo con mucha seguridad y confianza.

Cuando ella nota que estás entre que quieres hacerlo pero no te atreves aún, todo se echa a perder. O lo haces de inmediato y con mucha seguridad, o mejor ni lo intentes.

En conclusión, sólo decirles que si ya están en la zona de amigos con alguna chica en particular, lo mejor sería intentarlo desde el principio con alguien más y evitar gastar energías con una persona que muy difícilmente cambie su manera de pensar hacia ti.

Eso sí, enfocarte bastante en mejorar los errores que tuviste, y quizá en algun futuro lejano volver a ver a esta chica en particular y volver a intentarlo de la manera correcta.

¡Les deseo mucho éxito y vida!